Thukydides_

La “Historia de la Guerra del Peloponeso” es un relato histórico sobre la guerra del Peloponeso (431-404 ac), que se libró entre la Liga Peloponesa (dirigida por Esparta) y la Liga Delian (dirigida por Atenas). El libro fue escrito por Tucídides, un historiador ateniense. Su relato del conflicto es ampliamente considerado como un clásico y como uno de los primeros trabajos académicos de la historia. La Historia está dividido en ocho libros. Woodrow Wilson leyó la Historia en su viaje por el Atlántico cuando se dirigía hacia la Conferencia de Paz de Versalles, la cual crearía la Sociedad de Naciones en 1919.

En su libro V, Tucídides avanza la existencia de un tratado de paz vinculante firmado por diferentes ciudades griegas, en el cual podemos ver los inicios de un futuro derecho a la paz, cuando dice que:

« Queda hecha confederación y alianza por espacio de cien años por parte de los atenienses con los argivos, los mantineos y los eleos….Será escrito el presente tratado con su juramento y esculpido en una piedra que se ponga en lugar público, a saber: en Atenas, en el más eminente lugar de la ciudad; en Argos, junto al mercado en el templo de Júpiter. En nombre de estas cuatro ciudades será puesto en las próximas fiestas olímpicas en una tabla de bronce, y podrán estas ciudades por común acuerdo añadir a este tratado lo que bien les pareciere en adelante≫

Este tratado prohibía absolutamente el recurso a la guerra para resolver las controversias entre imperios, el principio de no-intervención en los asuntos internos y la prohibición del uso y la amenaza de la fuerza. Estos principios fueron consagrados algunos siglos más tarde en la Carta de las Naciones Unidas en 1945. Tucídides expresó estas ideas de la siguiente manera:

«Queda hecha confederación y alianza por espacio de cien años… 1. Una parte no puede promover la guerra, ni hacer mal ni daño a la otra ni a sus aliados ni súbditos bajo cualquier causa, ocasión o motivo que sea; 2. Si algunos enemigos durante este tiempo entrasen en tierra de los atenienses, los argivos, los mantineos y los eleos, cada uno de ellos estarán obligados a socorrerles con todas sus fuerzas y poder».

Este tratado de paz o alianza, que estaba esculpido en una piedra, fue jurado por los atenienses y sus aliados, los argivos, los mantineos y los eleos. Cada Estado juró lo siguiente: «Juro mantener esta confederación y alianza según la forma y tenor del tratado acordado y otorgado sobre ella, justa, leal y sencillamente, y no ir ni venir en contra con cualquier pretexto, arte ni maquinación que sea».

Los expertos concluyen que los largos años de guerra debilitaron todo el tejido de la civilización griega. Los costes económicos derivados del conflicto armado fueron incalculables. La mayoría de los principales estados griegos sufrieron serios descensos de su población, ya sea directamente a causa de las pérdidas causadas por la guerra o indirectamente, por las dificultades derivadas por dicho conflicto. La derrota de la Atenas democrática por parte de la Esparta oligárquica probablemente selló el destino de la democracia griega. En lugar de la paz y la libertad, la destrucción del imperio ateniense trajo a Grecia graves problemas y la posterior conquista por los macedonios. Por lo tanto, Grecia como civilización pagó un precio muy alto a causa de la estrechez estratégica mostrada tanto por Atenas y Esparta al comienzo de la guerra.

Fuente: Paz sin Fronteras